El contraataque


2 Enero 2019


David Ed Castellanos Terán
@dect1608

El contraataque

Con todo respeto, creo que el presidente de México debe concentrarse en apaciguar los ánimos de ese ente de mil cabezas tan grande y poderoso, sobrado de credibilidad en el país como el mismo AMLO; me refiero al Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), que enseguida del triunfo presidencial, le hizo caracolitos al ahora Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas, mismo movimiento encargado de criticar incisivamente el nuevo proyecto presidencial, al grado de personificar al hombre más importante de la nación en la figura de “gato-perro”, del cuento titulado, “La última mantecada en las montañas del sureste mexicano”.

El EZLN, simbolizado en el subcomandante Marcos, ahora Galeano, como sea que le digan pues, a 25 años del surgimiento zapatista, ya se colocó un paso adelante de los de la Cuarta Transformación, porque de entrada celebraron su nacimiento con severo posicionamiento contra el “Tren Maya”, “La Guardia Nacional” y otros proyectos. 

Pero no, ese no es el paso de ventaja que los zapatistas llevan sobre la 4T. Hoy no se trató ni de Marcos, ni de Galeano, ni de ninguno de los personajes de aquel cuento de la mantecada, fue el subcomandante Moisés, el hombre encargado de leer el comunicado desafiante a los proyectos Lopezobradoristas, restándole así, de manera por demás estratégica, un tanto del peso emblemático y mediático social que ostenta Marcos o Galeano, o Sebastián Guillén, y es aquí donde se pusieron un paso al frente.

Hay entidades de la república que ven con buenos ojos la formación de la Guardia Nacional, sin embargo, para los zapatistas únicamente se trata de miles de militares disfrazados para cumplir labores de seguridad pública, un proyecto presidencial que para ellos sigue restándole credibilidad al tabasqueño, que representa ante el mundo entero a todos los mexicanos.

Irónicamente el subcomandante Moisés, fue presentado como tal por el Ejército Zapatista de Liberación Nacional, un 14 de febrero de 2013, día muy amoroso como la postura presidencialista que ahora mismo y en urgencia, ocupa de un interlocutor con el EZLN, sin importar deba abrir el diálogo con Marcos, Galeano o Moisés, pues sea quien sea él, en representación de todos y todas, terminaría por suavizar el andar al presidente, sobre todo en el sureste de México, donde se proyecta el Tren Maya, mega construcción que pinta para ser la joya de la corona del Lopezobradorismo transformador.

En aquella presentación del “Mayor Moisés”, ya como subcomandante en el mismo rango que Marcos, hoy Galeano, el sub, expresó en su mensaje “Él cuida nuestra puerta y en su palabra también hablamos los todos y todas que somos. Les pedimos que lo escuchen, es decir, que lo miren y así nos miren".

Ahora que nadie se sorprenda si en el marco del 25 aniversario del surgimiento zapatista comencemos a encontrarnos por diversos puntos territoriales de México, levantamientos independientes y partidarios al EZLN, y del mismo movimiento zapatista, porque desde abajo y a la izquierda, seguirán impulsando ese mundo en donde quepa la equidad, la horizontalidad, y todo aquello que despierte algunas otras movilizaciones sociales en contraataque.

davidcastellanost@hotmail.com
@dect1608